top of page

Cuantificación & Management, dúo dinámico en Gestión de Riesgos.

Encontrar el balance entre las habilidades de modelaje y management es la clave para una gestión robusta y efectiva de los riesgos. Suena fácil, pero en la práctica no lo es tanto.


El perfil idóneo para estar al frente de las áreas de Riesgos de entidades financieras, demanda un conocimiento metodológico acertado, destreza matemática y expertise en management. La ausencia de uno de estos tres elementos, vulnera la capacidad de las organizaciones de hacer frente a los riesgos a los que está expuesta e incrementa las posibilidades de ser sujeta a multas y sanciones por los reguladores.

Enfoque metodológico


Uno de los problemas recurrentes de las entidades financieras de la región, se centra en la gestión de Riesgo Operacional e involucra el enfoque metodológico inadecuado.


Sabemos que la gestión de este tipo de riesgo, involucra la vinculación y sinergia de las áreas de Control Interno y Riesgos, PERO es muy común que se confundan las tareas, responsabilidades y entregables de cada área.


Esto deriva por un lado, debido a la falta de claridad de las regulaciones locales, que no son lo suficientemente específicas y dejan a la interpretación el entregable esperado. Por otro lado, el expertise del responsable de la Administración de Riesgos determinará el grado de cumplimiento y gestión, apelando a normas internacionales y mejores prácticas que complementen el nivel de sofisticación obtenido.


Así que, ¿cómo resolver esta controversia? Muy sencillo, empecemos por delimitar el enfoque metodológico específico para cada área. COSO es una metodología aplicable para áreas de Control Interno, mientras que BASILEA es la metodología para las áreas de Gestión de Riesgos. Este tema es bastante amplio, por lo que ahondaremos en ello en otro artículo.


Si la regulación no es clara, siempre podemos recurrir a los estándares internacionales de regulación y supervisión bancaria.


Destreza matemática & Expertise en Management


Cuando un titular de Riesgos es puramente matemático, difícilmente tendrá la sensibilidad para conocer la operación de la Institución, ya que sólo esperará las cifras finales y bases de datos necesarios para hacer modelos de cumplimiento y dar la tarea por concluida.


Por otro lado, al hablar de Management tenemos que considerar egos profesionales, que en muchas ocasiones impiden que el titular de Riesgos despliegue el conocimiento que posee a los elementos que conforman el área, y más importante aún a la organización en general.


Los responsables de Riesgos pueden no percatarse de sus áreas de oportunidad, hasta que surgen los focos rojos, tales como aumento en los quebrantos, multas por parte del regulador, y en casos extremos, una falta de visión para detectar situaciones de riesgo que concluyan en la descapitalización del banco y su eventual extinción, como ya ha sucedido con Banco Bicentenario y Banco Famsa en México.


Así, es imperativo buscar el dúo habilidades cuantitativas & management, para obtener mejores resultados en beneficio de la organización y los clientes. La alta dirección necesita las habilidades del área de Administración Integral de Riesgos como un estratega que se suma al crecimiento y mayor participación de la organización en los mercados, y dejar de percibirlo tan sólo como un costo operativo.


38 visualizaciones

Comments


bottom of page